Estudios revelan que los “ñeros” se emborrachan más bailando merengue que tomando licor.

Autor: Equipo de redacción Fecha publicación: 11/03/2019 

El mundo de la delincuencia atrae constantemente investigadores de las problemáticas sociales que buscan mediante estudios establecer las principales falencias en éstas comunidades para así poder hallar soluciones.

El más reciente estudio realizado por estudiantes del SENA que analiza a profundidad el entorno de "diversión" de los comúnmente conocidos como "ñeros" logró evidenciar que el consumo de alcohol no es tan alto como se esperaba y que quienes no son consumidores de alucinógenos terminan borrachos de una particular manera.

" Los consumos de alcohol son relativamente bajos en este tipo de hombres y mujeres, ya que le dan preferencia a los alucinógenos hablando en términos económicos, lo curioso es que cuando el dinero es poco pero van de farra, optan por comprar alcohol y su borrachera se origina en mayor parte por exagerar en las vueltas mientras bailan, en especial bailando merengue" aclara una de las investigadoras, quien añadió además que entre los "ñeros" existe una extraña creencia por la cual sólo dan vueltas en un sentido mientras bailan para al día siguiente "desenguayabar" dando vueltas en sentido contrario.